lunes, 30 de agosto de 2010

¿Quién dijo que los hombres no podían hacer dos cosas a la vez?


Muchas veces hemos oído hablar sobre la incapacidad de los hombres para hacer dos cosas a la vez, y personalmente, no quisiera desmitificar a quien se haya ganado la fama, pero ahora, a través de un estudio realizado por varios investigadores franceses, podemos desmentir esa leyenda dándole una explicación científica.

El doctor Étienne Koechlin es el principal investigador de un estudio que afirma que la especie humana, tanto hombres como mujeres, estamos perfectamente capacitados para realizar dos tareas a la vez, por la única razón de que poseemos dos hemisferios cerebrales que se reparten las tareas de manera independiente.

Este estudio, publicado hace unos meses en la revista Science, pone de manifiesto que los varones no tienen un cerebro mono funcional como se ha venido diciendo a lo largo de bastante tiempo, sino que pueden cocinar y hablar por teléfono igual que cualquier mujer. Aunque si a ello se sumamos una tercera tarea como leer el periódico, tanto hombres como mujeres, perderíamos seguramente, el hilo de una de ellas.

Existe, para aquellas personas que estén pensando que pueden hacer las tres cosas a la vez sin perderse, un estudio realizado por la Universidad de Utah en Estados Unidos, que afirma que un dos y medio por ciento de la población, es decir, una de cada cuarenta personas, está capacitado para hacer más de dos tareas simultáneamente de manera correcta.

Aunque si queremos encontrar una buena disparidad entre sexos, no nos podemos olvidar de la capacidad que tenemos las mujeres de hablar y escuchar al mismo tiempo, lo que conlleva que al cabo del día podamos pronunciar unas veinte mil palabras, frente a las siete mil de los hombres; algo que se compensa con su buena capacidad para leer mapas o aparcar un coche, algo que tiene que ver con la habilidad espacial.

Seguramente pocos estén de acuerdo con estos resultados, aunque lo que sí puedo afirmar es que nunca llueve a gusto de todos.





No hay comentarios: